Nuevo testimonio ante la comisión del ARA San Juan

0

El Capitán de Fragata Walter Miranda prestó testimonio en el marco de una nueva reunión de la Comisión Bicameral Especial  Investigadora sobre lo sucedido con esa embarcación,  de la que se perdió todo rastro el 15 de noviembre de 2017 cuando navegaba por el mar argentino

A mediados de noviembre pasado Miranda se desempeñaba como jefe del Departamento de Operaciones de la Base Naval de Mar del Plata y actualmente ejerce el cargo de subdirector de la Escuela de Submarinos y Buceo con asiento en esa ciudad atlántica.

En el curso de la reunión de la Comisión conformada por legisladores de ambas cámaras, presidida por el senador José Ojeda (PJ-Tierra del Fuego), Miranda respondió las preguntas que le realizaron los miembros del cuerpo, en cuanto a su  conocimiento sobre lo ocurrido con el submarino desde el momento que se perdió todo contacto con la embarcación.

El capitán de Fragata, al brindar detalles de lo que sabía en torno a la navegación del San Juan, contó que “el 15 de noviembre fue una jornada normal y que el 16 casi toda la Base se puso en alerta” respecto a la situación del navío.

Además indicó que “el 5 de diciembre se hizo un acta con lo que escribió en el libro de guardia  el cabo (Rubén Darío) Espínola el 18 de noviembre” en cuanto a que “el 15, a las 14.18 h escuchó un intento de comunicación en tres frecuencias, que presumía que provenía del submarino San Juan”.

“El 30 de enero se hizo una segunda acta con una ampliación de declaración de Espínola y en la misma dijo que presumía pero no estaba seguro que los ruidos o intento de comunicación provenían del San Juan”, remarcó Miranda antes de advertir que su experiencia indica que si una embarcación presenta una emergencia “uno trata de asegurarse la comunicación por HF o vía satelital”.

Luego se permitió que los familiares de las víctimas le plantearan sus inquietudes al marino y se produjo un tenso cruce. Los familiares aseguraron que en el trato con ellos Miranda “se reía irónicamente” cuando les brindaba información y practicaba “malos tratos”.

Miranda sostuvo que el trato con ellos será “siempre impersonal y militar” y que “jamás les falté el respeto o fui violento”. Añadió que también le “duele la pérdida del submarino” porque “conocía a su comandante” y pidió que para tener un cabal conocimiento de cómo trabaja se recurra a quien fueron sus compañeros o subordinados en los distintos puestos que tuvo en la Armada.

COMPARTIR:

Los comentarios están cerrados.